RESOLUCIÓN 247/2019 Y SU ANEXO “REGLAMENTO TÉCNICO Y METROLÓGICO PARA LOS MEDIDORES DE ENERGÍA ELÉCTRICA EN CORRIENTE ALTERNA” PARTE II.

En esta segunda y final entrega continuamos con la descripción de las principales “Consecuencias no deseadas” derivadas del nuevo RTM. Por Ricardo O. Difrieri*

7) Medidores Prepagos – No consideración de los bicuerpo – Sistemas de Medición Centralizada / Concentrada.

En cuanto a los medidores con modo de pago prepago (que la Recomendación OIML, al igual que a los medidores de energía reactiva, no considera), el nuevo RTM, así también como la norma IEC 62055-31, tiene limitado su Objeto y Alcance a los medidores mono-cuerpo cuando, salvo raras excepciones, los medidores prepagos que se comercializan en la Argentina son medidores multiparte y en particular bicuerpo, los que están normalizados por la norma Sudafricana del SABS, que es la norma SANS 1524.

Desde principios del 2018, este Subcomité de Medidores Eléctricos se encuentra abocado a la redacción de una norma IRAM 62055-31 de medidores con modo de pago prepago que tome en cuenta las instalaciones multiparte y particularmente los medidores bicuerpo.

Resulta riesgoso dejar librado a la interpretación de cada laboratorio el cómo efectuar tal o cual ensayo cuando se trata de medidores bicuerpo, ya que un mismo ensayo realizado de manera diferente puede arrojar resultados disímiles, lo que entendemos es una consecuencia no deseada derivada de esta omisión del RTM.

Por otra parte, en los considerandos de las Resoluciones 130/2018 de fecha 08/03/2018; 38/2018 de fecha 24/09/2018 y 69/2019 de fecha 21/03/2019, se dijo “… que el Decreto N° 516 de fecha 7 de abril de 2015 creó el Programa de Inclusión Eléctrica Nacional (PROINEN) por el cual se realizarán obras que permitirán el acceso seguro al servicio público de distribución de electricidad en aquellos asentamientos poblacionales que no lo poseen.” y que numerosas empresas Distribuidoras del país se encuentran actualmente trabajando en la regularización de las redes de distribución y medición de asentamientos y villas para hacerlas seguras y mejorar la eficiencia energética bajo un plan de reducción de pérdidas comprometido con la autoridad de la Secretaría de Energía.

El nuevo RTM tampoco hace mención alguna a las soluciones de mediciones en altura, las que, más allá de si son tipo crédito o prepaga, adoptan la forma de sistemas de medición centralizada o alternativamente, sistemas de medición concentrada.

Estos sistemas de medición centralizada / concentrada y en altura son de frecuente comercialización en Argentina y se encuentran operando en varias regiones del país, con resultados positivos en la lucha por la reducción de las pérdidas. Su omisión es otra clara consecuencia no deseada del nuevo RTM.

8) Eliminación del “Ensayo de Radiación Solar”: ensayo fundamental para evaluar el correcto desempeño de los medidores durante su vida útil, dadas las condiciones de instalación en la Argentina.

En la Argentina los medidores son

instalados en la vía pública y, desde hace años, generalmente en gabinetes con tapa transparente, y por lo tanto expuestos a la radiación solar que pudiesen recibir según su orientación, la latitud del lugar y el mes del año. Por ese motivo la actual norma IRAM de medidores, al igual que su antecesora, requiere un ensayo de radiación solar para la aprobación de tipo incluso para los medidores de uso interior.

El original RTM, aprobado mediante la Resolución 90/2012, fue modificado mediante la Resolución 144/2012 de fecha 22/11/2012, introduciendo un nuevo ensayo de radiación solar que, en lugar de seguir los lineamientos de la norma IEC, seguía las normas ASTM de las cuales no había

experiencia internacional aplicada a medidores de energía eléctrica. Ello generó la problemática propia de solicitar productos “no estándar” y los mayores costos asociados a ello.

Algunos componentes críticos como el visor o display tuvo que ser modificado o sustituido para poder seguir garantizando el mismo tiempo de vida útil.En base a esa exigencia se desarrollaron y aprobaron (y también se rechazaron) varios Tipos o Modelos de medidores de 2012 a 2018.

Estudios de fabricantes miembros de este Subcomité permitieron demostrar recientemente que el ensayo según ASTM sólo verificaba el comportamiento ante la radiación UV en lugar de hacerlo para todo el espectro radiado por la luz solar, demostrando que la lámpara para el ensayo fue incorrectamente elegida, que la atenuación para cada longitud de onda producida por la tapa transparente del gabinete no fue considerada por el ensayo, que el ciclo de ensayo elegido no es el más apropiado para reproducir las reales condiciones de instalación y que la duración del ensayo resultaba excesiva, incluso comparada con equipamiento de uso militar.

El nuevo RTM, sin indicar razón alguna, pasa al otro extremo, pues omite todo ensayo de radiación solar, dejando de lado toda la experiencia adquirida hasta la fecha y la realidad de uso de la mayoría de los medidores en nuestro país, que están expuestos a la radiación solar, como se puede observar caminando por las calles de las distintas ciudades, con el riesgo de regresar a medidores cuyos plásticos se volvían quebradizos o su superficie parecía cubierta de talco por efecto del sol y sus peligrosas consecuencias para la seguridad. Por lo referido, estamos frente a otra evidente “consecuencia no deseada”.¡

Entendemos que los técnicos del INTI y los técnicos especialistas en tecnología de materiales pertenecientes a las empresas fabricantes deberían, de inmediato; trabajar en procurar un ensayo de radiación solar que se ajuste a la realidad de la instalación de los medidores en la Argentina, para ser incorporado al nuevo RTM y, mientas tanto, exigir lo establecido por la norma IRAM 2420 e IRAM 2421 para los medidores de uso interior, pero no absolutamente nada.

Dado lo avanzado de los estudios realizados, ya presentados al INTI por este Subcomité para su consideración, se entiende que se podría contar con un Ensayo de Radiación Solar apto para las necesidades antes de fin de año.

Cabe aclarar que, por tratarse de un requisito particular de la Argentina, no podemos referirnos a la norma IEC 62052-11 por sólo exigirlo para los medidores de uso intemperie. Asimismo, la actual norma IRAM 62052-11 tomó el mismo ensayo de Radiación Solar introducido al RTM por la Resolución 144/2012 por no contar con la actual referida experiencia, punto en particular que está bajo revisión por lo mencionado.

9) Energía Reactiva: no es contemplada por la recomendación OIML y sobre las clases de alta exactitud incluidas en nuevo RTM no existe experiencia de uso, la definición de potencia reactiva sólo se ajusta a la IEC 62053-23, y su uso no es necesario en Argentina. El único documento relativo a los medidores de energía eléctrica publicado a la fecha por la OIML es la Recomendación OIML R-46 que está dirigida sólo a los controles metrológicos de la medición de energía eléctrica activa. En esta recomendación no se controlan los registros de energía reactiva.¡

Se coincide con que en el RTM se establezcan controles sobre los medidores utilizados para la medición de la energía reactiva, ya que las empresas Distribuidoras y

Cooperativas los utilizan, pues las Tarifas permiten penalizar a aquellos clientes con bajo coseno φ.

Pero en la Argentina, dado ese uso (no se factura la energía reactiva, sino que la medición de la energía reactiva se usa para controlar y eventualmente penalizar el bajo cosφ), se utilizan medidores que miden y registran energía reactiva con una clase de exactitud 2 ó 3 aprobados según Norma IRAM o IEC 62053-23.

No obstante ello, por razones no explicitadas y que nada tiene que ver con seguir Recomendaciones del OIML, en el RTM se incluyeron medidores de altas clases de exactitud según IEC 62053-24, sólo garantizadas para la componente de frecuencia fundamental de las que no existe experiencia ni necesidad de uso en Argentina, ya que los comercializados en nuestro país son siguiendo la normas internacionales IEC 62052-11 e IEC 62053-23 y las

correspondientes IRAM.

El nuevo RTM, además de las tradicionales y en uso clases 2 y 3, define las clases de exactitud 1; 1 S y 0,5 S para la medición de la energía reactiva pero sin indicar claramente que las clases de exactitud 1; 1 S y 0,5 S utilizan, por razones prácticas, una definición convencional de la energía reactiva donde la potencia y la energía reactivas son calculadas sólo sobre la componente de la frecuencia fundamental de la tensión y la corriente (ver IEC 62053-24).

De hecho, la definición del apartado 2.1.6 potencia reactiva (var), del nuevo RTM coincide con la definición de la IEC 62052-11 que difiere de la definida en la IEC 62053-24. En resumen, en Argentina no existe experiencia con el uso de medidores de energía reactiva aprobados bajo este nuevo paradigma de definición y, por lo referido tampoco son requeridas por las empresas distribuidoras las clases de exactitud 1; 1 S y 0,5 S para la medición de la energía reactiva.

Entendemos que ésta es una consecuencia no deseada del nuevo RTM.

10) Coexistencia del RTM (Resolución 247/2019) y la Resolución 169/2018 de Seguridad Eléctrica. A la fecha los Medidores de Energía Eléctrica, a pesar de ser equipos de uso específico por parte de personal idóneo, deben contar con certificación de seguridad eléctrica para poder ser comercializados. Ello genera costos a los fabricantes nacionales y del exterior, siendo el control efectivizado sobre el Sistema de Calidad de las fábricas y un control mínimo al producto en el país (tomando una muestra cada 18 meses).

Cuando las “Verificaciones Primitivas” del RTM estén en vigencia, sus exigencias y estrictos controles al producto a comercializar, lote por lote, harán innecesaria esa certificación tan solo “de forma”. Por lo referido y comentado en el Informe Técnico de las Normas IRAM, se entendía que, al difundirse el nuevo RTM, se iba a hacer alguna mención sobre el tema. El que nada se diga al respecto, permitiendo que, en un futuro, lleguen a coexistir ambas Resoluciones con su consecuencia negativa (más ensayos y más costos innecesarios) es otra evidente “consecuencia no deseada” del nuevo RTM.

Comentarios:

La definición de Módulo había sido incluida en los borradores iniciales del nuevo RTM. Esto no es una consecuencia no deseable del RTM pues no estaba en el anterior ni está en éste.

Se la menciona por si al Subcomité le resulta conveniente solicitar introducirla, ya que entre los atributos más valorados de los Medidores Inteligentes está el concepto de la Modularidad de sus componentes.

1.8 Módulo: Es aquella parte identificable de un Instrumento de Medición, o de una

familia de ellos, que realiza una o más funciones específicas y que pueden ser evaluadas por separado para la Aprobación de Modelo. El Módulo se considera como un dispositivo principal aislado de acuerdo con los requisitos metrológicos y técnicos que se especifican en el reglamento técnico y metrológico aplicable.

* El autor ha participado en el estudio de todas las Normas IRAM en vigencia de Medidores de Energía Eléctrica, Transformadores de Medición y temas afines, habiendo sido autor de varios artículos sobre el tema / rdifrieri@utn-proyectos.com.ar

Más información: rdifrieri@utn-proyectos.com.ar