REGLAMENTO TÉCNICO Y METROLÓGICO PARA MEDIDORES DE ENERGÍA ELÉCTRICA (RTM)

Medidores Inteligentes: ampliamente mencionados en la Res. 247/19. El 22 de mayo fue publicada la Resolución 247/19 de la Secretaria de Comercio Interior que deroga al “Reglamento técnico y metrológico para los medidores de energía eléctrica activa en corriente alterna” en vigencia parcial desde el 10 de septiembre de 2012 (Res. 90/12). Por Ricardo O. Difrieri*

Menciono lo de “vigencia parcial” pues su implementación definitiva fue prorrogada en diferentes ocasiones, pero mientras tanto, durante seis años los fabricantes nacionales e internacionales de medidores fueron presentando sus diferentes Tipos de medidores monofásicos y trifásicos en el INTI, para que evaluaran su cumplimiento con el RTM y pudieran ser convertidos por la Secretaria en Modelo Aprobado.

Casualmente, la mayoría de las prórrogas fueron, según se manifestara, para asegurar contar con suficientes Modelos aprobados para garantizar adecuada competencia.

Como comentara en artículos anteriores sobre el tema, sabíamos que el año pasado ya había uno 15 Tipos con Informe del INTI positivo de cumplimiento con el ahora derogado RTM y nos comentaron los fabricantes que ya había por lo menos tres Modelos aprobados.

Lo referido significó, para los fabricantes nacionales y de distintas nacionalidades, la inversión de varias decenas de miles de dólares para hacer los ensayos en el INTI y centenas de miles de dólares para equiparse para realizar las “Verificaciones Primitivas” (o Declaración de Conformidad) al 100% de los medidores en el país, lote por lote, como estaba establecido.

Se verá con el nuevo RTM cuanto serán los cientos (o miles) de dólares que deberán ser invertidos adicionalmente pues, como manifestaran los principales expertos en el país en el tema reunidos en el Subcomité de Medidores Eléctricos de IRAM:

“…de aprobarse el nuevo RTM tal cual lo delineado en el borrador que analizamos, su sanción significará mayores costos por tratarse de un producto “no estándar” y, como consecuencia de ello, un significativo aumento del precio, por incluir condiciones normativas diferentes a las de uso común internacionalmente para el diseño y la fabricación de los Medidores de Energía Eléctrica.

Se puede confirmar lo anteriormente indicado debido a que todos los Medidores de Energía Eléctrica que se comercializan en el país se diseñan y fabrican cumpliendo las definiciones, los requisi- tos y los ensayos contenidos en las Normas IEC e IRAM y, en prueba de ello, con el RTM de la Res. 90/2012 publicado obtuvieron “Informe de Ensayo” satisfactorio del INTI unos 15 modelos entre el 2012 y el 2018.”

Adicionalmente los mencionados expertos mani- festaron que “Por el contrario, no nos es posible predecir cuál será el comportamiento de los actuales productos ante algunas de las condiciones establecidas en el nuevo proyecto de RTM ya que su diseño original no las contemplaba.”

Por suerte, se observa que en lo finalmente establecido se han incorporado algunas de las observaciones que se hicieran en ese momento, como la de que en la “Verificación Primitiva” se permita el control de Rigidez Dieléctrica por muestra a los medidores de doble aislación (concepto de 9.2 la Norma IRAM 62053-21 prácticamente transcripto), pero la principal observación al cuerpo del RTM desgraciadamente no fue contemplada.

Se trata del cambio de algunas pocas pero “distorsionantes” definiciones, de las que derivan requisitos que nada tienen que ver con los contenidos en las Normas IEC e IRAM ni con el RTM de la Res. 90/12, normas en base a las cuales se obtuvieron la “Aprobación del Tipo” en Laboratorios del exterior (y/o en el INTI) de todos los medidores comerciali-

zados y el “Informe de Ensayo satisfactorio del INTI” de unos 15 modelos entre el 2012 y el 2018.

Como también se indicara en el Acta de la reunión del referido Subcomité, lo referido “… redundará en mayores costos sin un claro beneficio para el consumidor final, además de las demoras que ello producirá en los tiempos de implementación del nuevo RTM.”

Mencionándose también en dicha Acta: “… pareciera que, erróneamente, se han superpuesto o fusionado dos criterios que no necesariamente deben estarlo. Éstos son, por un lado, los requisitos del laboratorio de ensayo para su reconocimiento por parte de las autoridades de Metrología Legal y, por el otro, la norma de fabricación y ensayos del medidor”.

Pero lo indicado, así como la consideración de otros detalles respecto al nuevo RTM, podrán ser motivo de otro artículo, pues la idea de este es referir, en particular, lo relacionado a los comercialmente denominados “Medidores inteligentes”, sobre cuya proliferación y uso el Sr, Director de Eficiencia Energética de la Secretaria de Energías Renovables y Eficiencia Energética hiciera una presentación en marzo de este año en el Subcomité de Medidores Eléctricos de IRAM.

De la lectura del “Considerando” de la Res. 247/19 se deduce la importancia dada también por la Secretaria de Comercio Interior a los denominados comercialmente “Medidores inteligentes”, sobre los cuales primero se indica:

“Que, con el objetivo de acompañar la política energética actual, el uso de medidores de electricidad inteligentes se vuelve indispensable, ello atento a que promoverán la eficiencia energética, así como la sostenibilidad y la movilidad eléctrica, permitiendo la aplicación de tarifas flexibles y personalizadas, aportando grandes beneficios a los usuarios, mejorando la calidad del servicio y generando datos en tiempo real que beneficiarán a la planificación, la operación y el mantenimiento de la red eléctrica, contribuyendo, asimismo, al desarrollo tecnológico del país y por su intermedio al bienestar general y al de los usuarios del servicio público comprometido”.

Mencionándose mas adelante que: “… el uso de medidores de electricidad inteligentes promove- rá mejorar la eficiencia energética, así como la sostenibilidad y la movilidad eléctrica, permitiendo la aplicación de tarifas flexibles y personalizadas, y aportará grandes beneficios a los usuarios, favorecerá también las mejoras de la calidad del servicio y generará datos en tiempo real que beneficiarán a la planificación, la operación y el mantenimiento de la red eléctrica”.

Verdades innegables, con las que los especialistas en el tema coincidimos, pero, conocido el texto del nuevo RTM, llamó de inmediato la atención de los especialistas en el tema que en el RTM en sí nada se mencione sobre los “Medidores inteligentes”.

Según el “Considerando” de la Resolución 247/19 el proyecto remitido por el INTI en virtud del requeri- miento cursado por la Secretaria de Comercio “… actualiza y profundiza condiciones tanto técnicas como metrológicas que permiten la correcta evalua- ción de los medidores de energía eléctrica activa y/o reactiva, ya sean monofásicos o polifásicos, y establecen las características a evaluar para los medidores prepagos y medidores inteligentes”.

En el RTM se establecen las características a evaluar para los medidores prepagos pero nada se menciona sobre los “Medidores inteligentes” ni siquiera su definición (3.2.21 de la Norma IRAM 62052-11: 2018), que sirve para dejar en claro lo básico al respecto, pues se trata de medidores estáticos comunes con alguna (o algunas) funcionalidades:

3.2.21  medidor inteligente. Un medidor estático de energía eléctrica se considera inteligente cuando está equipado con funcionalidades que habilitan que ciertos parámetros y datos del medidor sean administrados remotamente, datos que luego de interpretados permiten actuar en consecuencia, por medio del sistema de medición inteligente del cual necesariamente el medidor debe formar parte.

Puede disponer de funcionalidades como las siguientes:

Comunicación bidireccional entre el medidor y el centro de gestión para lectura de los registros metrológicos, alarmas y estados; así como la actualización de su configuración por medio de la red de comunicaciones dedicada a tales fines.

Soporte de estructuras tarifarias complejas que tomen en cuenta, por ejemplo: bandas horarias, días festivos, estaciones del año, horario de verano y/o períodos especiales de emergencia energética, etc.

Permitir la desconexión y reconexión remota del servicio, sea en forma automática por limitación de la demanda, a pedido del operador por causa de morosidad o por aplicación de un esquema de tarifa prepaga.

Comunicación local de tipo HAN (Home Area Network) para interactuar con dispositivos dentro del cliente, brindándole información y/o realizar gestión de carga.

Registro en tiempo real y/o por intervalos de diferentes magnitudes eléctricas para informar parámetros relacionados con la calidad de producto y/o del servicio.

Registro en tiempo real de eventos internos y externos del medidor que permitan el diagnóstico de fallas y/o intentos de fraude”.

Cabe señalar que el primer antecedente al respecto se puede encontrar en el trabajo “Redes de Energía Eléctrica Inteligentes – Guía de Conceptos, beneficios y desafíos para su implantación” (AEA 92559 de agosto de 2013).

No es sencillo normalizar el tema (para ello se requiere previamente contar con la Tarifa que establezca las condiciones para poder elegir cuales son la o las funcionalidades adecuadas) pero era de esperar que el RTM, sino con la profundidad que hiciera con los “Medidores prepago”, por lo menos avanzara en lo relacionado con los “Medidores inteligentes” incorporando su definición (como hiciera con otra de las incluidas en la Normas IRAM) y aclarando el tema.

Lo importante es evitar (y el RTM seria un medio muy adecuado) la actual confusión que crea la simple mención generalizada de “Medidor inteligente” pues, para los fines que hacen a su uso, no es lo mismo, por ejemplo, un “Medidor inteligente” que sólo cuenta con la funcionalidad que permite “Comunicación bidireccional entre el medidor y el centro de gestión” que uno que sólo (o también) “ la desconexión y reconexión remota del servicio”.

Como en el Subcomité de Medidores eléctricos se manifestara al Sr, Director de Eficiencia Energética cuando tuviera la amabilidad de visitarnos, si no se define exactamente cuáles son las funcionalidades que tiene un “Medidor inteligente”, hablar de cantidad de instalados no será representativo, pues se puede estar sumando ”peras con naranjas”.

Según lo que se desee que hagan los “Medidores inteligentes” se deberán definir la o las funcionalidades mínimas que deberían tener, teniendo en cuenta que, por ejemplo, el costo de uno con una sola de las referidas funcionalidades podría superar varias veces al de un medidor común de los utilizados en las mediciones de las pequeñas demandas.

Es de esperar que en lo relacionado a este tema, así como a los otros “detalles” que el Subcomité de Medidores Eléctricos de IRAM en la reunión del 5/6/19 se ha comprometido a elaborar y hacer llegar según se solicitara, se pueda trabajar en conjunto entre todos los especialistas normalmente reunidos en IRAM desde hace años (con la valiosa participación del INTI que forma parte del mismo) con el fin básico que nos une: lograr la aptitud y correcta performance de los Medidores de Energía Eléctrica y la mejor exactitud de los registros de la energía eléctrica facturada, con el mínimo costo posible para el usuario final.

* El autor ha participado en el estudio de todas las Normas IRAM en vigencia de Medidores de Energía Eléctrica, Transformadores de Medición y temas afines, habiendo sido autor de varios artículos sobre el tema / rdifrieri@utn-proyectos.com.ar