¿CÓMO FUNCIONAN LOS DISPOSITIVOS DE PROTECCIÓN CONTRA SOBRETENSIONES?

Los dispositivos de protección contra sobretensiones o SPD (Sistema de Protección contra Sobretensiones), son equipos que protegen nuestros aparatos de las sobretensiones. Se distinguen por dos ventajas importantes: cuestan menos y pueden ser acopladas a un equipo e instalación o sistema existente.

Finder

El dispositivo de protección contra sobretensiones es un equipo conectado entre L-PE y que tiene una impedancia (Z) elevada para evitar que el funcionamiento del equipo sufra cambios.

Cuando ocurre la sobretensión, la impedancia cae al nivel mínimo, lo que permite la conducción de la corriente generada. El drenaje de la energía de la sobretensión, sin embargo, mantiene una tensión en los polos del dispositivo y si esa tensión es compatible con el nivel de inmunidad y del aislamiento del propio equipo, estará protegido.

Los dispositivos de protección contra sobretensiones no son todos iguales. Existe tres macro-categorías que los identifican:

  • De conmutación o encaje: la función principal de este protector contra rayos es la de un dispositivo con 2 electrodos colocados a cierta distancia uno del otro. Cuando se produce una sobretensión, se forma un arco entre los 2 electrodos. Las ventajas de este SPD son la confiabilidad, el aislamiento galvánico, las dimensiones y las corrientes de descarga elevadas.
  • De limitación: es usada la tecnología de los varistores con cemento cerámico y partículas de óxido de cinc. En la tensión, los varistores son atravesados por una pequeña corriente de fuga, cuya característica principal es mantener constante la tensión en los bornes durante la absorción de la sobretensión. Los puntos positivos son el tiempo muy reducido de intervención, la exactitud en la repetibilidad de las subidas, el bajo nivel de protección Up y finalmente la falta de corriente subsiguiente.
  • De tipo combinado: es simplemente la conexión en serie o en paralelo de los dos tipos anteriores. Los puntos positivos de la conexión en serie son el aislamiento galvánico y la falta de corriente subsiguiente. En la conexión en paralelo, son el tiempo muy breve de intervención, las altas corrientes de descarga, el bajo nivel de protección Up y la exactitud de intervención.
SPD
Cuadro para automatización industrial protegido por SPD de tipo combinado (Tipo 7P.04).

¿Cuál elegir?

Entendiendo lo que son los dispositivos de protección contra sobretensiones y su finalidad, es importante saber elegir el SPD que será instalado en su equipo. Reconocer bien la información existente en la etiqueta de cada tipo de SPD ayuda a elegir la mejor opción.

A continuación, algunas de las características específicas que hay en las etiquetas de cada uno de ellos:

  • Tensión nominal (Un): indica la tensión nominal del sistema de alimentación.
  • Tensión máxima continua (Uc): indica el valor de la tensión por debajo del cual el SPD no actúa.
  • Nivel de tensión de protección (Up): representa el valor máximo de tensión que persiste en los terminales del SPD durante su actuación.
  • Tensión en el vacío (UOC): parámetro específico de los SPDs de Clase III. Equivale al valor de pico de la tensión en el vacío del generador de prueba de tipo combinado apto para distribuir/ suministrar al mismo tiempo una corriente con forma de onda 8/20 microsegundos;
  • Corriente nominal de descarga (In 8/20): indica el valor máximo que la corriente puede alcanzar para que el SPD pueda descargar al menos una vez sin sufrir daños.
  • Corriente de impulso (Iimp 10/350): corresponde al valor máximo del impulso en la forma de onda 10/350 microsegundos con los que se prueba el SPD de Clase I.
  • Fusible de protección: cuanto más alto su valor, mayor es la calidad del varistor empleado, una vez que logra controlar y disipar la energía de forma autónoma.

La importancia de una instalación bien hecha

Por último, y para tener en cuenta a la hora de proteger su equipo: la instalación incorrecta puede comprometer la utilidad del dispositivo de protección contra sobretensiones, por eso es esencial comprobar que el equipo que será protegido esté conectado a la barra equipotencial, donde el SPD deberá ser conectado.

Otro punto relevante es la longitud de los cables que deben llegar hasta el SPD, los cuales no deben nunca superar los 50cm.

Es importante que siempre se cumpla con las normas vigentes de uso del producto según lo que determina la legislación local.

Más información: www.findernet.com

Ver también:

SOLUCIONES PARA LA EFICIENCIA ENERGÉTICA EN CUALQUIER AMBIENTE

PRUEBA DE AISLACIÓN EN CORRIENTE CONTINUA